Mindset

10 maneras de cultivar una mente positiva que cambiarán tu vida

Por
/
14 agosto, 2019

“Cada mañana nacemos de nuevo. Lo que hacemos hoy es lo que más importa. ”~ Buda

¿Conoces a alguna persona negativa? En lo personal, considero un poco incómoda la presencia de personas que piensan que todo apesta, que detestan a las personas, que la mayoría de sus oraciones son «odio _________». Confieso que yo mismo he sido así en mi vida (y muchas veces, cuando pierdo el enfoque, vuelvo a estos mismos malos hábitos). Son ese tipo de personas que solo ven el lado malo de la humanidad porque es todo lo que enfocan su energía.

Para algunos, como para mí lo fue por mucho tiempo, no es tan obvio que con esta clase de pensamientos y actitud, estamos creando nuestra propia miseria y no podemos ver que estos pensamientos afectan por completo nuestro estado de ánimo y nos limitan por completo de crear una mente positiva.

Tuve que cambiar toda mi perspectiva al entrenar mi mente para ver las cosas bajo una nueva visión. Hubiera sido fácil mantenerme de la misma forma miserable. Después de todo, las cosas en nuestras vidas algunas veces no parecen tan buenas. En mi caso, me encontraba sin trabajo, tenía problemas matrimoniales, me encontraba adicto a la pornografía y nada parecía tener sentido. En ese momento sentí que esa situación sería permanente y nada más escalofriante que eso.

Sin embargo, en algún punto, me harté de eso y comencé a pensar en lo que tenía en mis manos para cambiar mi situación.

El cambio no ha sido inmediato, pero un nuevo camino que antes no estaba claro para mí comenzó a aparecer mientras trabajaba en mi pensamientos. A medida que las cosas progresaron, mis metas y sueños se hicieron más grandes y ambiciosos. Y al dejar de concentrar mi energía en lo miserable que era mi vida, tuve tiempo (y energía) para empezar a imaginarme el estar saludable, tener una excelente relación con mi esposa, administrar mi propio negocio o viajar por el mundo

Estas son algunas de las cosas que hice para cambiar mi mentalidad y mi vida, para así, cultivar una mente positiva:

Busca amistades positivas para una mente positiva

1. Busca amistades positivas.

Un círculo social negativo actuará como un amplificador para las malas ideas. Un círculo social positivo también actuará como un amplificador, pero que respalda tus planes y metas, así que elige a tus amistades cuidadosamente.

Encuentra personas que reflejen los valores que deseas adoptar. Únete a grupos en línea y comunidades centradas en el crecimiento y desarrollo personal. A medida que tu mente comience a cambiar, será más fácil conectarte con personas más positivas y soltar aquellas negativas.

No estoy sugiriendo que abandones a los amigos que están pasando por un momento difícil y necesitan tu apoyo, sino que evalúes si algunas de tus relaciones son persistente y no saludables. Recuerda que somos seres influenciables y lo quieras o no, terminarás pareciéndote a aquellos que te rodean

Me tuve que alejar de un par de amistades muy valiosas para mí, pero lamentablemente, ellos solo me impulsaban a mantener mis pecados y malos hábitos. En lugar de impulsarme a mejorar y a superar mis barreras, se sentían satisfechos con verme miserable.

No digo que mis amigos eran malas personas, pero naturalmente, nos relacionamos con aquellos que no son una amenaza para nosotros, es decir, si mis amigos me veían superar mis obstáculos, eso querría decir que ellos también tendrían que superar los suyos y, quizás, esa no era una idea muy atractiva para ellos.

En el momento que comiences a relacionarte con nuevas personas que sumen a tu vida, comenzarás a ver cambios.

Desafía tus pensamientos

2. Desafía tus pensamientos.

La mente es el campo de batalla, tu antigua manera de pensar va a intentar surgir, es un hecho, es por esta razón que no es suficiente tratar de ignorarla. Necesitas desafiar tu sistema de creencia

¿Realmente ese producto es demasiado caro o es solo que no me estoy esforzando lo suficiente para conseguirlo? ¿»La gente apesta», o solo estoy buscando cosas para criticar y así no enfocarme en lo verdaderamente importante en mi vida? Renovar tus pensamientos es un proceso diario que será vital para cultivar una mente positiva.

Balancea tus pensamientos sobre los hechos. Si se desmoronan al evaluarlos, entonces explora por qué los crees en primer lugar. Al desafiar tus pensamientos, tu mentalidad comenzará a evolucionar.

Consume medios positivos para una mente positiva

3. Consume medios positivos.

El consumo diario de medios positivos alterará tu perspectiva para bien. «Medios positivos» es cualquier cosa que enfatiza el bien en la vida, o cómo mejorar nuestros estándares de vida y los estándares de vida de los demás.

Todos sabemos que la mejor manera de aprender un nuevo idioma es a través de la inmersión. Si escucha este nuevo idioma todos los días, comienza a incorporarse en nosotros y se vuelve más fácil de recordar. Pronto, no solo lo comprenderemos, sino que también lo hablaremos.

Para una mentalidad nueva, funciona exactamente igual; si te sumerges en contenido de crecimiento personal todos los días, cambiará el lenguaje de tu mente. Ese lenguaje es su diálogo interno, la forma en que te hablas a ti mismo en todo momento, y es habitual.

Incorpora un nuevo diálogo positivo interno y verás el mundo de una manera diferente.

Haz voluntariado

4. Haz voluntariado.

El voluntariado para ayudar a otras personas puede tener un gran impacto en cómo te sientes acerca de ti y tu visión del mundo.

Al centrarte en cómo puedes ayudar a otra persona, desviarás tu atención de tus propios problemas. Se vuelve fácil desarrollar una mentalidad positiva cuando buscas nuevas formas de mejorar la situación de otra persona.

Además, al ver el tamaño de los problemas de otros, muchas veces tus problemas si tornan pequeños. Y así puedes entender que muchos de los «graves problemas» tienen fácil solución.

No puedes concentrarte en lo malo mientras te enfocas en lo bueno.

Evita las malas noticias que dañen tu mente positiva

5. Evita las «malas noticias».

No se trata de las «malas noticias» que tienen que ver contigo, es todo aquello que no puedes controlar y que afecta tu salud mental. Las guerras, los asesinatos y la política agregan equipaje a nuestros pensamientos.

Sin embargo, tiene sentido que la mayoría de los principales medios de comunicación se centren en las malas noticias, porque la tragedia se vende. No tiene sentido que nos sentemos a angustiarnos ante estas malas noticias. Ciertamente no va a permitir una mentalidad óptima, una que se centre en lo mejor que la vida tiene para ofrecer.

Al sintonizar las noticias sobre un accidente de avión a miles de millas de distancia, estamos poniendo nuestra energía mental en algo que no ayudará. No podemos cambiar las cosas malas que suceden en un momento dado, pero si ponemos nuestra atención en las cosas que podemos cambiar, nuestras vidas mejorarán generando así una mente positiva.

Escribe tu plan de acción

6. Escribe tu plan de acción.

Se trata de mirar las posibilidades y luego hacer algo para que suceda. Un pensamiento progresivo alejará tu enfoque de donde no quieres estar a donde podrías estar.

Pero no es suficiente simplemente escribirlo, porque solo crecemos cuando aplicamos. Es simplemente un pensamiento hasta que hagamos algo para que suceda.

¿No sabes cuáles son los pasos correctos? No te preocupe, identifica lo primero que podrías hacer para comenzar en ese camino, luego hazlo. Incluso si te equivocas, estarás avanzando, y eso te mantendrá enfocado en crear un cambio positivo. Nunca permitas la parálisis por análisis. Si tienes la visión; actívate.

Adopta un estilo de vida saludable para una mente positiva

7. Adopta un estilo de vida saludable.

Un cuerpo sano apoyará una mente sana. Somos seres sistémicos, y todas las áreas de nuestra vida están interconectadas. Vivir una vida sedentaria es un terreno fértil para los malos pensamientos y lo mismo sucede al contrario para alcanzar una mente positiva.

No obstante, entrar en acción, cambiar los hábitos alimenticios, levantarte a una hora determinada o hacer ejercicios son las bases para que se realicen todos los demás cambios. Poco a poco, tus niveles de energía comenzarán a aumentar hasta que no encuentres grandes obstáculos para cambiar tu forma de pensar.

Observa cómo duermes, qué comes y tus niveles de actividad física para identificar cualquier cosa que pueda estar agotando tu energía. A veces la fatiga es solo pereza.

Agradece siempre

8. Agradece siempre.

Vivir una vida agradecida es no solo un hábito saludable, sino que es una excelente manera de cultivar buenas relaciones. El simple gesto de regalar una nota de agradecimiento, por ejemplo, puede ser enriquecedor. No solo se siente bien, una nota de agradecimiento crea buena voluntad en otras personas. Recuerda que lo que se celebra se repite, y si deseas que las acciones de los demás se repitan, una excelente manera es celebrar en agradecimientos sus actos.

Realmente no importa lo que hicieron; cualquier pequeño gesto que aprecies, desde un buen servicio hasta un favor, es un excelente candidato. Envíalo por email, por whatsapp, cara a cara, si no te parece demasiado cursi hazlo a través de una nota. Agradece siempre

Crea una rutina matutina para una mente positiva

9. Crea una rutina matutina.

Mi rutina diaria comienza temprano en la mañana y me permite comenzar el día con una mentalidad fresca y aclarada.

En mi caso, paso tiempo de meditación en silencio (con música de base), paso también un tiempo de agradecimiento a través de la oración y reflexionando en algún versículo de la Biblia. Finalmente termino con unos 45 minutos de lectura sobre algún libro que me inspire para bien.

Si no compartes mi fe, para cultivar una mente positiva, te aconsejo pasar un tiempo de meditación guiada, una breve rutina de ejercicios y quizás algún vídeo inspiracional o algún audiolibro.

También, una excelente manera de comenzar el día es haciendo una lista de cada cosa que esperamos cumplir ese día; esto, crea una sensación de anticipación y emoción que genera impulso para el resto del día. En lo personal, prefiero hacer esta lista antes de acostarme para no invertir energía al comienzo del día eligiendo cuáles serían mis metas.

Desarrolla una rutina matutina y date cuenta de lo productivo que comienzan a ser tus días

Haz un checklist de las victorias alcanzadas

10. Haz un checklist de las victorias alcanzadas.

No es suficiente con crear una lista, es muy importante evaluar lo trazado al final del día.

¿Qué metas alcanzaste? ¿En cuáles objetivos quedaste corto? ¿Qué proyecto quedó a medias?

Con una lista de control (checklist) podrás evaluarte de forma métrica, así mismo, tendrás la oportunidad de felicitarte por los logros alcanzados ese día, lo cual te dará un impulso para seguir mejorando.

Así mismo, aquellas cosas que no lograste desarrollar ese día, tendrás la capacidad de auto-evaluarte y mantener una mejora continua.

Coloca cada meta que te hayas trazado durante el día, no importando que pequeña sea y te aseguro que verás resultados positivos al encontrarte culminando aún esas pequeñas tareas. Se llama memorias de logro, y comienzas con pequeñas memorias de logros, pero estas son las que te llevan a alcanzar mayores cosas.

Mejorar tu vida comienza con mejorar tu manera de pensar para tener una mente positiva. Al igual que para mí, es posible que estos pasos sean un buen comienzo para ti.

ETIQUETAS

COMENTAR

Pin It on Pinterest

Shares
Share This